Destacado

Consejera Regional Nataly Campusano critica nulos esfuerzos del Gobierno y privados en impulsar proyecto de Tren Rápido Valparaíso-Santiago

Ante la nula voluntad política del Gobierno en avanzar con un cronograma certero para construir el Tren Rápido Santiago-Valparaíso, la consejera regional Nataly Campusano criticó la decisión de aplazar nuevamente su licitación, demorando aún más un proyecto insigne para la conectividad en la Región de Valparaíso y la descentralización del país.

La Core por Valparaíso apuntó tanto al Gobierno de Sebastián Piñera como también a los privados relacionados con la iniciativa, afirmando que es crucial que los involucrados, como la Empresa de Ferrocarriles del Estado (EFE), sean enfáticos en señalar la urgencia de contar con esta vía; energía que tampoco se ha observado para la gestión del proyecto.

«Una vez más la administración del presidente Sebastián Piñera deja en segundo plano a las regiones y, especialmente, a la Región de Valparaíso, donde se aplaza la obra del tren Valparaíso-Santiago. No solamente me quiero referir a esta Gobierno, porque sabemos que hay una nula voluntad hacia las regiones, sino que también a sus incumbentes y, en especial, al presidente de EFE, Pedro Errázuriz, donde en el medio de comunicación La Tercera el año 2019 indica que el Estado no debe invertir por falta de rentabilidad social, cosa en la que estoy en desacuerdo, como también muchos expertos, ya que efectivamente hay rentabilidad social al hablar que en tres años tendríamos siete millones de pasajeros y esto genera integración social y una serie de beneficios a la población”, recalcó Campusano.

La consejera del Frente Amplio señaló que los beneficios que traería el tren rápido son demasiados como para encontrar más argumentos que impidan su expedita gestión y licitación, por lo que exigió a las autoridades a manifestar cuáles son, para trabajar en ellas.

“A eso se le debe agregar que en la Región de Valparaíso se está pensando en un puerto a gran escala. Es inverosímil pensar en puerto a gran escala sin un ferrocarril. Por tanto, hay muchos elementos que indican que se debe construir el tren Valparaíso-Santiago, pero pareciera ser que hay otros intereses y yo invito a los incumbentes a transparentar cuales son los grandes obstáculos y también cuáles son las grandes problemáticas para no construir. De lo contrario, me parece que a lo mejor hay algo que no se está transparentando por parte de las personas que acabo de indicar”, sostuvo.

Cabe destacar que el Tren Rápido Santiago-Valparaíso fue una promesa hecha por el mandatario hace casi tres años, que pretendía licitarse en 2019, pero hasta la fecha no existe claridad ni del trazado tentativo para el proyecto final, ni de los estudios de impacto que traerían en la movilidad.

Deja un comentario