Valparaíso

Déficit municipal en Valparaíso alcanza los 100 mil millones de pesos

En su Cuenta Pública, el Alcalde Jorge Sharp hizo hincapié en que hace un año esta cifra era un misterio. “La gente nos eligió para transparentar la municipalidad y tras un año de gestión podemos decir que tenemos cifras claras para poder avanzar”, sostuvo.

El déficit de las arcas municipales en Valparaíso es un descalabro: asciende a los 100 mil millones de pesos, una cifra que no estaba clara cuando la Alcaldía Ciudadana tomó la administración pero que hoy, tras un completo análisis, permite seguir avanzando con un nuevo modelo de gestión que se basa en ahorrar y a la vez, mejorar la calidad del servicio.

El Alcalde de Valparaíso, Jorge Sharp, lo dijo fuerte y claro en su Cuenta Pública, haciendo hincapié en que su mayor compromiso cuando asumió fue transparentar la situación financiera del municipio, así como también redefinir las prioridades y potenciar la participación. “Se realizó una auditoría inédita por parte de la Contraloría, además interpusimos diversas querellas para perseguir los delitos de fraude al fisco y malversación por contratos de dudosa legitimidad, apoyadas recientemente por el Consejo de Defensa del Estado. Estos y otros esfuerzos fueron reconocidos por el Consejo de Transparencia el 2017, incluso alcanzamos un 96% de transparencia activa y 100% de transparencia pasiva”, sostuvo.

Sharp enfatizó además que cada peso que ingrese al municipio irá en directo beneficio de los porteños. “La gente nos eligió para transparentar la municipalidad y lo estamos haciendo. Tenemos un problema estructural gravísimo y esta situación es peor de lo que pensábamos, así que tenemos el desafío de aumentar de manera agresiva la capacidad de captar ingresos. Pero el único compromiso que voy a asumir desde la alcaldía con la comunidad es con manos limpias, es decir transparentando todo. Aseguro que cada peso que ingrese a la municipalidad va a ir en obras concretas que beneficien a los porteños como la Farmacia y Óptica Popular, las nuevas sedes, la reparación de escuelas, entre otras”.

A esta realidad financiera municipal, la encargada de la Secretaría Comunal de Planificación (SECPLA), Tania Madariaga, sumó la situación de los activos municipales que es de casi 40 mil millones de pesos consignados como activos (en dos ítem: viviendas sociales y deudas incobrables), pero que en estricto rigor no lo son. Por lo tanto, el patrimonio real es de 7 mil millones de pesos.

“El esfuerzo que hicimos este año fue pagar y pagamos más de 3 mil millones de pesos en deudas, también redujimos el déficit en cerca de 3 mil millones de pesos, aumentamos los ingresos, pero ninguna de esas medidas afectó la cifra general que es enorme y que tenemos que seguir estudiando para poder establecer no solo el déficit sino que la real situación patrimonial municipal. Ejemplo de esta nueva forma de hacer las cosas es que aumentamos los ingresos municipales en $6.892 millones; renegociamos la deuda aumentando su servicio en un 436% de lo presupuestado; hemos cerrado contratos lesivos para el patrimonio municipal y renegociado cada uno de ellos”, agregó Madariaga.

AHORRO CON CALIDAD

Ante el déficit financiero al interior de la Municipalidad y la Corporación, la Alcaldía Ciudadana optó por cambiar el modelo de gestión, que tiene por objetivo ejercer control sobre el área presupuestaria y financiera buscando tomar las medidas que permitan revertir la situación de sobreendeudamiento y pérdida patrimonial, sincerando las cifras y realizando cambios en aquellas gestiones que afectan negativamente el patrimonio municipal.

“Si seguimos tratando los servicios como se trataban en la gestión anterior, no vamos a salir nunca del déficit. Tenemos que tener un modelo de gestión que permita mucho más ahorro y más calidad de servicio. El anterior solo externalizaba a cualquier precio, generando lo que está pasando hoy día. Esperamos que en un periodo de mediano plazo la deuda no siga aumentando y podamos frenar esa curva de descalabro financiero que traía el municipio, y empezar a remontar. Para eso hicimos un esfuerzo en cuanto al pago de deudas porque eso permite mantener servicios. Es como en la casa, si dejo de pagar me cortan la luz y si pago o refinancio  puedo seguir contando con el servicio”, explicó la encargada de la SECPLA porteña.

Categories: Valparaíso

Tagged as:

Deja un comentario