Regional

AES Gener cerrará en diciembre termoeléctrica Ventanas 1 de Puchuncaví

Andrés León, presidente de la organización ambiental Dunas de Ritoque, indicó que este cierre “es una maniobra para encubrir que son empresas contaminantes obsoletas, que han estado funcionando cerca de 60 años, con una tecnología muy contaminante que ha generado daños a la salud de la población”. (Fuente: codexverde.cl)

Como parte del Plan de Descarbonización del Gobierno, cuya meta es alcanzar la carbono neutralidad en 2050 y el cese de todas las centrales a carbón del país para 2040, la seremi de Energía de la Región de Valparaíso informó que, en diciembre de este año, dejará de funcionar la termoeléctrica Ventanas 1 en Puchuncaví. Lo mismo hará, en diciembre de 2022, su par Ventanas 2.

Ambas centrales iniciaron funciones en 1964 y 1977, respectivamente, y tienen una potencia de 114 y 208 MW. Junto a las centrales Nueva Ventanas y Campiche, configuran el complejo termoeléctrico Ventanas, operado por la empresa AES Gener.

“El cierre de estas dos centrales a carbón tendrá un impacto sobre el empleo, generando una pérdida de puestos de trabajo asociados a la operación de tales instalaciones”, dijo la seremi, Fernanda Pinochet.

No obstante, agregó que “estamos trabajando para mitigar dicho impacto, promoviendo la creación de nuevos empleos de calidad y que estén asociados a una economía de bajo carbono, vinculados al desarrollo de energías renovables, a la implementación de eficiencia energética y a la preservación o restauración del medio ambiente”.

Luego del cese de funciones de Ventanas 1 y 2, Pinochet dijo que trabajarán con actores locales, “para escuchar sus propuestas de desarrollo” y así contar con una estrategia articulada entre el sector público, privado y la ciudadanía.

En tanto, la empresa ha señalado que este retiro anticipado podrá hacerse en la medida que el sistema lo permita y la regulación haya finalizado su proceso administrativo.

REACCIONES

Andrés León, presidente de la organización ambiental Dunas de Ritoque, dijo sobre el cierre de las termoeléctricas que “es una maniobra para encubrir que son empresas contaminantes obsoletas, que han estado funcionando cerca de 60 años, con una tecnología muy contaminante que ha generado daños a la salud de la población”. Lo anterior, por la emanación de compuestos como CO2, SO2, y los NOx.

Asimismo, destacó que “los varamientos de carbón, de peces y las cenizas contaminantes han generado una enorme cantidad de pasivos ambientales por los que el Estado y empresas tienen que responder. Eso no puede quedar impune”.

 

Categories: Regional

Tagged as:

Deja un comentario