Cartas a la redacción

[CARTA] Medicamentos y regulación de precios que no es

Como propietario desde hace 37 años de una Farmacia Independiente, debo decir que me opongo rotundamente a lo que está a punto de concretarse de última hora por parte de la Comisión Mixta de Salud en la Ley de Fármacos 2, en lo que han denominado como Regulación o Fijación de precios de los medicamentos.

1.- Chile posee uno de los precios más razonables del mundo en los medicamentos genéricos, para rebajar aún más sus precios basta incentivar el registro sanitario y comercialización de estos en nuestro país, algo que no ha sucedido. El problema es el acceso a estos, pues no son atractivos para las cadenas de farmacias, ya que no le generan márgenes de ganancias suficientes, como sí las marcas propias. Cabe señalar que el proyecto Ley de Fármacos II no corrige este problema, pues no obliga a las cadenas a disponer efectivamente de genéricos.

2-. Los senadores Girardi y Quinteros, los mayores impulsores de la Regulación, hasta el momento no han entregado ninguna prueba, ejemplo o aproximación sobre cuál sería el beneficio para nuestra población en términos económicos. De acuerdo a lo expresado por un expositor brasileño, experto en regulación, invitado por la Comisión, serian bajas de un 10 a 15% a los 7 u 8 años de implementada la Regulación.

Considerando que cientos de medicamentos de marca poseen en la Comunidad Europea o países vecinos a ésta precios 10 y más veces menores a los de Chile, este descuento para los enfermos sería absolutamente insuficiente o derechamente una burla.

3-. Aún la Comisión no define cuales serían los márgenes de comercialización o premio por venta que se nos fijaría a las farmacias independientes. Sin embargo, el senador Girardi en reiteradas oportunidades a señalado que un 10 % sería bueno y que sobre un 15% ya sería un robo. Creo que el Senador jamás ha tenido un emprendimiento y habla sin conocer del tema. Ningún negocio puede sustentarse con márgenes de un 10 o 15%. Tal vez el senador piensa en grandes conglomerados económicos que concentran gran parte del mercado y no en micro y pequeñas empresas como son las farmacias independientes. Pero ese error no es tolerable a la hora de legislar, pues de prosperar puede significar la desaparición de las farmacias independientes, dejando a la población en manos de las tres cadenas de farmacias que ya conocemos.

4-. Sobre los márgenes similares para las cadenas de farmacias, estas no se verán afectadas, pues con su gran poder económico poseen suficientes armas para obtener fácilmente   márgenes mayores que el 10%, y con absoluta seguridad conseguirán con los laboratorios, en especial los que venden marcas y originales alcanzando acuerdos especiales entre ambos, tal cual existen desde hace muchos años. Basta observar la colusión por la cual han sido sancionadas las tres principales cadenas.

5-. Buenas soluciones a este grave problema existen, lamentablemente solo un par de aportes han sido incorporados en la Ley de Fármacos. También debemos señalar como un buen camino a la Ley Cenabast, algo que en su base hemos presentado ante la Comisión Investigadora de medicamentos de la Cámara de diputados en el año 2016, las restantes ideas que hemos presentado no han sido consideradas por los legisladores, tampoco por nuestro Ministro de Salud y ahora por dos de los precandidatos a la Presidencia.

Objetivamente, creo que el poder de las grandes compañías farmacéuticas impone nuevamente sus abusivas condiciones.

Atentamente,
Daniel Zapata Z.

Deja un comentario