Regional

Ruta 68: Nueva concesión y nuevos problemas

La nueva concesión de la Ruta 68 que se avecina para este año contempla la operación de 99,3 km entre Santiago y Valparaíso; el ensanchamiento de 17 km; la construcción de dos túneles y el reemplazo de dos puentes, con una inversión total de US $903 millones.

La carretera más transitada de Chile, en relación con el promedio de kilómetros de extensión y vehículos, es la ruta 68: que une dos grandes zonas urbanas, populosas y vitales para el funcionamiento del país, como lo son el Gran Santiago y el Gran Valparaíso. Hasta antes de la pandemia de Covid-19, según cifras del MOP, eran cerca de 5.000 los autos que transitaban por hora, lo que venía provocando altas congestiones en el uso diario de la ruta, situación que se incrementaba considerablemente en fechas especiales como fines de semana largos, fiestas patrias o año nuevo.

Considerando los datos anteriores, desde el Ministerio de Obras Públicas (MOP), se dispusieron a realizar mejoras, lo que ha generado algunas inquietudes en la comuna que tiene como eje vascular la ruta 68. Y sobre eso, Juan Pablo Barros, alcalde de Curacaví y miembro del directorio de Asociación de Municipios Rurales de Chile (AMUR), manifestó que “si algo hemos podido constatar en los dos últimos años en Chile, es que el progreso y las decisiones ya no pueden ser de espaldas a las comunidades, ni a sus legítimos representantes. Las decisiones centralizadas, sin tener en cuenta la idiosincrasia y vida cotidiana, han demostrado dar resultados menos eficientes y hasta graves errores en su diseño y funcionamiento.”

Es por eso que se llevó adelante una serie de cabildos ciudadanos con los vecinos, para posteriormente entregar esas conclusiones a las autoridades del Ministerio de Obras Públicas (MOP). Dentro de las más relevantes está el hecho de pagar efectivamente por kilómetro recorrido, pues la Ruta 68 es la única vía que une Curacaví de oriente a poniente, y sus vecinos aspiran a movilizarse dentro de la comuna sin pagar peaje. En materia medioambiental, el MOP se comprometió cuidar el estero Puangue y no abusar de sus áridos.

“El desarrollo no es para algunos, sino precisamente para que los más postergados alcancen mejores niveles de vida, pero para aquello es necesario dar vuelta la ecuación, y que estos proyectos partan con una fuerte base ciudadana y barrial, así será posible que integralmente contemos con un Chile más justo e inclusivo en su crecimiento”, concluyó el alcalde Barros.

Categorías:Regional

Etiquetado como:

Deja un comentario